¿Cómo salirte con la tuya en el mundo del arte?

Definitivamente, la relación que existe entre el mundo del arte y la cultura pop no es algo nuevo, especialmente si pensamos en el trabajo que realizó Andy Warhol a lo largo de su carrera. Warhol, obsesionado con la fama y el estilo de vida de las celebridades, utilizó la imagen de distintos iconos pop, como Marilyn Monroe, Jackie Kennedy,Elvis Presley y otros para convertirse en una verdadera fabrica de imágenes.

En los sesentas, Warhol se concentraba en representar la cultura pop a través del arte visual, hay que recordar la icónica portada de the Velvet Underground y su colaboración con Nico. En la actualidad los íconos pop han comenzado a apropiarse de las formas artísticas como el performance, la fotografía, la pintura e inclusive la moda.

Ahora es común ver colaboraciones entre reconocidos artistas como Jeff Koons o Marina Abramović con estrellas de la talla de Lady Gaga y Jay-Z. Otras celebridades como James Franco y Miley Cyrus se han valido de la social media para difundir sus expresiones más allá del cine o la música. El caso más ha sonado es el de Cyrus, quien recientemente ha sorprendido a los medios no sólo con su alocado look, sino por su debut como artista visual.

Su primera exhibición de arte titulada Dirty Hippie se realizó en paralelo a la pasarela de Jeremy Scott en el Mercedes Fashion Week de Nueva York. Para Scott, el arte de Cyrus provoca un sentimiento de DIY que va de la mano con sus prendas relajadas y cool. Unas semanas después, las piezas de Miley fueron expuestas en Art Basel Miami, una de las ferias de arte más importantes del mundo. Ahí Miley presentó un solo show que consistía en esculturas y fotografías bajo la curaduría del director del Museo de Arte Contemporáneo de Los Ángeles, Jeffrey Deitch.

A pesar de no contar con estudios formales de arte, Miley ha creado una serie de piezas con materiales de uso común que van desde un bong de un metro y medio de alto, un sombrero de cumpleaños, hasta una máscara cubierta con diminutos osos de peluche. La estética de Miley así como sus últimos outfits evoca a la nostalgia de los noventas. Colores llamativos, gráficas pixeleadas, stickers al estilo de Lisa Frank, cuentas brillantes, objetos de plástico por doquier y mucho pegamento caliente.

Si algo se puede decir de la incursión de Miley Cyrus en el mundo del arte, es que el arte se ha convertido en un medio de expresión mucho mas abierto. Las formalidades se han quedado de lado abriendo las puertas no solo a la imaginación sino también a los materiales. ¿Te imaginaste en algún momento ver una escultura llena de trolls con su distintivo pelo de colores junto a gomitas de bob esponja y llamarle arte? probablemente no. Es momento de perder el miedo a crear y dejar nuestra mente fluir, que el arte es para todos.