Desconecta tu plancha: tres formas de rizar tu cabello sin calor

El cabello se ha transformado en uno de los complementos más importantes de la personalidad de muchas personas, puede teñirse, cortarse y peinarse de muchísimas maneras para lucir siempre distinta y que aún así, nos represente. Pero todas estas cosas dañan el pelo y lo lastiman, sobre todo cuando usamos herramientas con calor como rizadores o planchas, a pesar de que contamos con muchos productos en el mercado para protegerlo, a la larga se termina dañando igual.  Es por eso que por lo general, es mejor si podemos arreglar nuestra cabellera sin el uso de calor.

 

¿Cómo hacían las mujeres cuándo no contaban con la enorme cantidad de productos y herramientas que hay ahora? Acá vas a aprender tres técnicas súper fáciles para rizar tu cabello sin usar calor.  

 

La forma de los rizos que tengas va a depender de la técnica que uses, puedes conseguir desde rulos apretados u ondas playeras.  

 

1-Trenzas

Con el pelo húmedo, aplica una crema para peinar en toda la cabeza, distribuyéndolo bien, luego lo único que tienes que hacer es trenzarte el cabello. La cantidad de trenzas, y lo apretado que éstas estén, van a conseguir distintos niveles de ondas.  

 

 

Si haces una dutch-braid desde la coronilla, el rizo empezará allí, si lo haces desde la base del cuello, toda la primera parte quedará lacia. Con una o dos trenzas conseguirás unas bellas ondas playeras, y si haces varias trenzas finitas en toda la cabeza, lograrás mucho más volumen. Lo único que queda es dejar que el pelo se seque, puedes hacerlo durante la mañana y soltarlo a la noche, agregarle algún spray para que mantengan su forma y listo!

 

 

 

 

 

 

  

 

2-Rodete 

Un peinado muy elegante y simple de hacer es el famosísimo rodete, moño o bun, dependiendo de donde vivan. Mantiene el pelo fuera de la cara y se ve prolijo y bonito sin mucho esfuerzo. ¿ Pero sabías que también es capaz de lograr hermosos rizos? Al igual que en el método anterior, es mejor si el pelo se encuentra húmedo. Lo único que debes hacer es hacer un bun en lo más alto de tu cabeza y dejarlo secar, cuando lo sueltes, tu cabello tendrá un hermoso movimiento.  Cuanto más pequeños los rodetes, más apretadas quedarán las ondas.  

 

 

 

 

 

3-Rag-rolls 

Una de las formas más antiguas de rizar el cabello, es usando pedazos de tela. ¿Cómo? Esta es una forma algo más compleja que las anteriores pero garantiza un agarre bastante mayor y por más tiempo. Una vez más con el pelo húmedo, hay que dividir toda la cabellera en secciones y tomar tiras de tela de aproximadamente dos centímetros de ancho por veinte de largo.  Vas a tomar un mechón de cabello y lo vas a enrollar sobre sí mismo, junto con la tela, dejando los extremos libres para luego poder atarlos. Cuando llegues a la base de la cabeza, toma la tela y átala para mantener el roll en su lugar. Puedes dejarlo varias horas o mejor aún, irte a dormir con ellos. A la mañana desata cada moño y quedarán hermosos bucles dignos de un salón de belleza. Puedes peinarlos con un poco de crema y tus dedos para darle la forma que deseas y ya está!  

 

 

Estos métodos son fáciles y simples, no dañan el pelo y quedan hermosos. No es necesario que uses herramientas caras para verte bonita o cambiar tu look , hay muchas formas naturales para hacerlo, es sólo cuestión de animarse!  

Para conocer un poco más del trabajo de Lessie, visita su blog en http://www.intravenous-sugar.com/